Consejos simples para una buena salud

Buenos hábitos diarios puede hacer la diferencia entre gozar de buena salud o estar enfermo

Tener una buena salud es fundamental para llevar una vida feliz y placentera. Estar sano significa que nuestro cuerpo funciona con normalidad y equilibrio, con una  mente funcionando a pleno y en armonía con el cuerpo. Hoy la vida transcurre veloz y quizá por eso olvidamos que la buena salud es un tesoro que debemos cuidar. Ocurre que cuando nos enfermamos recién ahí la valoramos.

Los hábitos saludables son los que determinan que tengamos una buena salud. Y cuando digo hábitos me refiero a aquellos que haces diariamente como dormir, comer, mantenerte hidratado, hacer ejercicio, bañarte, protegerte del sol. Respetar e incorporar el desarrollo de estos hábitos te garantizará tener una larga vida saludable. Veamos entonces cuales son estos consejos.

1. Consume frutas y verduras: Es ideal comer entre cinco y nueve porciones entre frutas y vegetales al día. No menos de cinco si te parece demasiado. Esto evitará varias visitas al médico. Científicos la Universidad Harvard dicen en un trabajo de investigación, que esta cantidad suministra los nutrientes y la fibra necesaria para reducir las enfermedades cardíacas y para mantener un peso saludable.

2. Haz ejercicio: Lo ideal sería 30 minutos de ejercicio cardiovascular de 3 a 5 días en la semana. Si eres perezoso pues aunque sea 20 minutos diarios 4 días a la semana, día de por medio. En el día que no lo haces, te recuperas. Se beneficiará tu corazón, funcionando óptimamente, tu peso será adecuado, tus músculos se verán tonificados, estarás de muy buen humor y todo tu entorno te lo agradecerá.

3. Duerme: lo ideal es que duermas entre 7 y 8 horas diarias. Estudios recientes indican que los que sufren insomnio o duermen menos de 7 horas, tienen incrementado el riesgo de sufrir hipertensión, enfermedades cardíacas y hasta diabetes. Nuestro cuerpo físico y mental necesitan descansar y recargar sus energías para tener una buena salud.

4. Mantente hidratado: Se aconseja beber entre 6 y 8 vasos de agua al día y cada vez que sientas sed.  Si haces ejercicio, o hace mucho calor, bebe más. Los únicos que no pueden depender de la sed para beber agua son los niños pequeños y los ancianos porque en ellos el mecanismo de la sed no funciona bien y tienen que acordarse de beber. Nuestro cuerpo está compuesto de un gran porcentaje de agua y necesita de este líquido para funcionar correctamente. Recuerda, agua=buena salud.

5. Lávate las manos: Hazlo con agua y jabón, usando el jabón mínimo durante 15 segundos. De esta forma estarás eliminando más del 90% de los microbios que causan infecciones y que pueden alterar tu buena salud. Lávate las manos siempre después de ir al baño, cuando vienes de la calle, al tocar a alguien que está enfermo, cuando cocinas. Especialmente cuando tocas carne cruda y vegetales sin lavar.

6. Protégete del sol: Usa diariamente bloqueador solar con un factor de protección mínimo de 15. Aún cuando esté nublado. Proteger tu piel de los rayos ultravioleta evitará lesiones en la piel, incluyendo cáncer.

El tener y mantener una buena salud depende mucho de estos hábitos. Es mejor prevenir que lamentar. Así que toma nota de estos consejos y !a practicarlos! . - Ana

 

No hay comentarios

Agregar comentario

Debe ser Conectado para agregar comentarios.